La Polinesia
   

La Polinesia Francesa

 


Esparcidos en el Océano Pacífico, a mitad de camino entre Tokio y Santiago de Chile, se encuentran los archipiélagos que componen la Polinesia Francesa (son 5 en total), que contienen 118 islas entre todos.
De éstos archipiélagos, existen dos, el de Gambier y el archipiélago de las Australes, que no poseen mayor atractivo turístico en parte porque esta industria nunca llegó a desarrollarse demasiado allí, y en parte porque su ubicación hace que se encuentren un poco lejos de todo.

De los otros 3 archipiélagos, cada uno con sus encantos y atractivos particulares, el mayormente poblado y activo económicamente es el de la Sociedad, compuesto a la vez por otros dos archipiélagos, el de Barlovento (que contiene principalmente a las islas de Tahiti, Moorea y Tetiaroa) y el de Sotavento (con las islas de Bora Bora, Huahine, Raiatea, Taha’a y Maupiti).

De la población total de la Polinesia Francesa (245.500 habitantes) aproximadamente el 75% se concentra alrededor de las islas de Tahiti y Moorea. Las otras 116 islas se reparten el 25% restante de la población.

El archipiélago de la Sociedad es el que cuenta con los destinos turísticos más “tradicionales”, con las islas de Tahiti, Moorea y Bora Bora siendo las más visitadas.

Para los viajeros que buscan destinos más exóticos, existen otras islas como Huahine o las Tuamotu, o las definitivamente salvajes Marquesas.

La Polinesia Francesa, a menudo llamada “Tahiti y sus Islas”, tiene una atmósfera particular que mezcla la sofisticación francesa con el espíritu alegre y festivo de los habitantes locales.

Éstos combinan la idea de vida del siglo XXI con los ritmos ancestrales del sol y el mar.

En las islas polinésicas se puede encontrar la más variada gama de actividades para realizar, desde deportivas como el golf, el tenis y el aladeltismo, náuticas (buceo con snorkel o tubos, esquí acuático o windsurf), hasta nocturnas como discotecas de gusto local e internacional, restaurantes aptos para todo tipo de gusto y presupuesto y casinos. Además cuentan con tiendas y hoteles capaces de satisfacer a los turistas internacionales más exigentes.

Polinesia Francesa posee una tradición gastronómica excepcional, y combina antiguas técnicas culinarias del sur del Pacífico con la gastronomía francesa y las influencias china e italiana. Esto no sólo se pone de manifiesto en los restaurantes ostentosos, sino también en los bares móviles al borde de la carretera, "les roulottes", de precios económicos.

La comida aún se sigue cocinando en hornos tradicionales, que son muy abundantes en todo el sur del Pacífico. Se cava un agujero en el suelo, se colocan piedras dentro y, a continuación, se enciende un fuego para calentar las piedras. En la parte superior, se coloca la comida, envuelta en hojas de plátano, y seguidamente se vuelve a rellenar de tierra el agujero. El proceso de horneado dura varias horas. En la Polinesia Francesa, este tipo de horno se denomina ahima'a y el banquete, tamaara'a.

Después de visitar la Polinesia Francesa, y de haber visto su mixtura de picos montañosos espectaculares, su vegetación exuberante y sensual, y las aguas más cristalinas del mundo, cualquier viajero podrá entender porque llaman a Tahiti la “Isla del Amor” o el “Paraíso en la Tierra”.

 
     
     

 
Información General

Datos Geopolíticos
Archipiélagos · 118 Islas
Superficie: 5.000.000 km² · Superficie Terrestre: 3.500 km²
Población: 245.500 habitantes (150.000 en Tahiti)

Archipiélago de la Sociedad:
Tahiti, Moorea y Bora Bora (75 % de la población)
Capital: Papeete (en la isla de Tahiti)

Nacionalidades y etnias: 83% Polinesios (maoríes), 12% Europeos, 5% Asiáticos.

Idiomas oficiales: Tahitiano y Francés, también se habla el Inglés.

Religión: 55% protestantes, 30% católicos, 6% mormones, 2% adventistas del Séptimo Día, 2% budistas y confucionistas.

Actividades
Golf, Tenis, Aladeltismo, Buceo con tubos, Buceo con Snorkel, Skí Acuático , Windsurf, etc.

Infraestructura
Hoteles, Bungalows, Restaurantes, Casinos, Tiendas Shopping, Mercados Típicos, Pubs, Discotecas, etc.

Clima
El clima tropical de la Polinesia Francesa posee dos temporadas diferenciadas. La húmeda, entre noviembre y abril, con una temperatura media que oscila entre 27 y 30º C, niveles de humedad elevados, abundantes lluvias (el 75% de las precipitaciones anuales) y tormentas cortas y violentas. Durante la seca, entre mayo y octubre, la lluvia es escasa, el aire más seco y las temperaturas algo más frescas.

Dinero
El coste de la vida en la Polinesia Francesa es casi igual de caro que en cualquier otra parte del mundo. No hay impuestos que graven los ingresos personales, pero los impuestos indirectos y los derechos de importación son elevados y, como casi todos los productos a la venta son importados (¡y están sujetos a unos impuestos del 200% sobre el valor del producto!), es comprensible que algunos bienes no resulten baratos. Sin embargo, existen opciones de alojamiento más económicas en residencias en poblaciones mayores y pensiones familiares en zonas más alejadas; en los numerosos bares es posible comer por un precio relativamente módico.

Si se opta por los bares económicos, se hospeda en alojamientos de calidad inferior, se desplaza en le truck y pasa los días buceando y explorando a pie los emplazamientos arqueológicos y las zonas interiores de las islas, es probable que pueda pasar con 80 o 100 dólares (entre 60 y 80 euros) diarios. Sin embargo, si prefiere comer en restaurantes, dormir en habitaciones cómodas, alquilar un coche o un equipo de submarinismo, realizar alguna visita turística y sumergirse en la vida nocturna, es fácil que esa cifra se multiplique por tres o cuatro.

Los bancos no son demasiado generosos al cambiar moneda o cheques de viaje y, por lo general, es previsible que pierda alrededor de un 5% en cada transacción, aunque los tipos de cambio y las comisiones varían en cada oficina bancaria. En Tahiti, hay numerosos cajeros automáticos y el resto de islas turísticas poseen al menos uno o dos.

Es fundamental remarcar que los medios de pago por excelencia debe ser el € (euro, en efectivo, pueden ser cambiados por francos polinésicos a la tasa oficialen cualquier hotel), o bien la tarjeta de crédito. Se desaconseja llevar dólares americanos (US$), ya que se pierde dinero con el cambio en destino.

 

 
 Síguenos en:  
www.tahitiparadise.com ///////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////// by Concepto